Cannes 2018: “Buscamos un cambio real”

Cannes 2018: “Buscamos un cambio real”, afirma Cate Blanchett, presidente del jurado del festival.

La imponente maquinaria del principal festival del mundo se puso en movimiento hoy con la presentación en sociedad del jurado oficial que -en un hecho poco frecuente- no solo está presidido por una mujer (la notable actriz australiana Cate Blanchett ) sino que además tiene mayoría femenina (cinco sobre un total de nueve integrantes). Puede parecer en principio apenas una cuestión matemática, pero en realidad tiene un alto valor simbólico para un gigante acusado en muchos casos de conservador y de estar poco atento a los cambios históricos como Cannes.

Acompañada por la directora estadounidense Ava DuVernay, la actriz, compositora y cantante africana Khadja Nin y otras dos intérpretes como la francesa Léa Seydoux y la también norteamericana Kristen Stewart , Blanchett llevó la voz cantante para hablar de los cambios que se están dando en la industria del cine, la necesidad de mayor diversidad, mejores oportunidades y paridad salarial para las mujeres. En ese contexto, los integrantes masculinos (el actor chino Chang Chen, el realizador francés Robert Guédiguian, el director canadiense Denis Villeneuve y el cineasta ruso Andrey Zvyagintsev) tuvieron un “diplomático” papel secundario con intervenciones que sirvieron para acompañar los reclamos de sus compañeras de jurado.

“El movimiento #MeToo y Time’s Up está provocando una ola que no puede analizarse en un período de tres, seis o nueve meses. Está afectando a Cannes este año, pero lo seguirá afectando en la próxima edición y en las siguientes. Estamos buscando un cambio real, una salto de calidad que se consolide en el tiempo y por eso estamos atentas a desarrollar acciones específicas para lidiar con las diferencias de género en nuestra industria y en otras, porque el cine no es el único ámbito en el que se manifiestan estas desigualdades y abusos”, indicó la multipremiada actriz de El aviador y Blue Jasmine, I’m Not There y Elizabeth.

De todas maneras, tanto Blanchett como el resto del jurado coincidieron en que no todo puede ser analizado desde una mirada política: “Nos vamos a enfrentar a cada película con la mente abierta, sin prejuicios y sin tener en cuenta exclusivamente el enfoque. Lo importante es la calidad y la emoción que nos genere.

La Palma de Oro debe ser una película que uno va a seguir recordando dentro de diez o veinte años. Ojalá la encontremos”, indicó Stewart. “¿Que nos gustaría que hubiese más de tres directoras en competencia como este año? ¿Que nos gustaría que hubiese más mujeres en el comité de selección? ¿Que apostamos a que más miradas femeninas o por qué no transgénero se sumen en los próximos años a este festival? Absolutamente. Pero veamos los cambios progresivos, las mejoras paulatinas y en eso Cannes está dando pasos muy positivos”, agregó Blanchett.

En ese sentido, la organización del festival anunció varias medidas: una línea abierta las 24 horas para denunciar casos de acoso u otras agresiones, varios coloquios sobre los cambios en la industria audiovisual y hasta una alfombra roja en la que solo participarán mujeres artistas. Glamour, cobertura mediática y política. Cannes en su máxima expresión.

Ver más | MSN

Esto también puede interesar: