El peronismo pide a Macri cambiar el modelo económico y el acuerdo con el FMI

Proponen que convoque a una mesa intersectorial y sugieren que debe haber cambios en el gabinete.

Gobernadores y legisladores del PJ le piden a Mauricio Macri un cambio “drástico” en el modelo económico, que implicaría un gesto a la oposición con la convocatoria a una mesa intersectorial y modificaciones en el gabinete. Además, hablan de la necesidad de que haya algunos cambios en el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Después de que 10 gobernadores del PJ se juntaran el miércoles con Sergio Massa, Miguel Pichetto y la cúpula de la CGT en el CFI, fuentes presentes en esa cumbre coincidieron en que no sólo hicieron exigencias puntuales para armar un “presupuesto alternativo”, sino que coincidieron en que debe haber modificaciones rotundas en el modelo económico del Gobierno.

Después de la jornada caótica del jueves para los mercados, desde el grupo de gobernadores coincidieron en diálogo con LPO en que al Gobierno le hace falta un “plan económico integral” para la Argentina y que debe salir de las “improvisaciones y altibajos permanentes” de los últimos días.

“Se llevaron puesta la palabra del Presidente, lo hicieron salir a hablar e hicieron que los mercados respondan así. Alguien tiene que hacerse cargo de eso, no funcionan como un equipo”, dijeron desde el entorno de un gobernador, ratificando la fuerte presión interna y de la oposición hacia Macri para que aparte a Marcos Peña de la jefatura de Gabinete.

Los más duros, al igual que lo sugieren en el círculo de Cristina Kirchner, creen que el cambio de rumbo debería incluir abandonar el acuerdo con el FMI. En el peronismo dialoguista y el massismo no hablan de “romper” con el Fondo pero sí de modificar el acuerdo, ya que proponen que el 04 que habilitó el FMI se dispare como fondo social de emergencia a provincias y municipios.

“El Gobierno debe tener un plan económico integral y apostar al diálogo institucional. No convocaron a la unidad nacional, deberían conformar una mesa intersectorial con todos los actores que estén dispuestos a hacerlo. Superar esta crisis no implica sólo discutir valor del dólar y salir a vender dólares a determinada hora”, dijo a LPO el salteño Pablo Kosiner.

En el mismo sentido, desde el Frente Renovador Marco Lavagna detalla que el cambio debe ser de “180 grados” en la política económica para que crezca la producción y se recuperen las pymes. En ese sentido, pide no seguir con la política de “poner parches”. “Hay que cambiar las prioridades, dejar de hablarle al mercado y empezar a hablar a la gente, que está desilusionada”, explicó a este medio.

“La Argentina necesita un acuerdo político en serio, donde se pongan a la altura de las circunstancias para poder afrontar esta situación toda la dirigencia del país: la política, la empresaria, la sindical y la intelectual tienen que sentarse a la misma mesa”, pidió Lavagna.

En la reunión del CFI hablaron de ideas puntuales para incluir en el Presupuesto 2019 -que se terminarán de delinear el próximo martes- mientras Rogelio Frigerio negocia para poder cerrar el proyecto. En la Rosada dicen que ahora debaten ceder en algunos planteos que hicieron los gobernadores y evalúan con la AFIP si hay margen para aumentar la base imponible y mejorar la recaudación. Sin embargo, no consideran la posibilidad de dar marcha atrás con el hachazo al Fondo Sojero, una medida que generó la reacción de intendentes y gobernadores que incluso quieren judicializar sus reclamos.

“El gobierno tiene que entender que nosotros dialogamos de manera permanente. Pero que les atendamos el teléfono o vayamos a una cena no implica que el presupuesto esté cerrado, deben escuchar nuestros reclamos”, dijo a LPO un legislador que participa de las negociaciones. En rigor, el enojo entre los gobernadores creció cuando en el Gobierno se comenzó a decir que el Presupuesto está “75% cerrado”, en plena negociación.

En el marco al acercamiento al grupo de Juan Manzur y Carlos Verna, Massa estuvo el jueves en Chubut invitado por el gobernador Mariano Arcioni, uno de los más golpeados por la crisis económica, donde dijo que “el Gobierno tienen que entender que el problema de nuestro país no es quién nos presta plata, sino cómo cuidamos el trabajo argentino vendiendo producción nacional al mundo. Con este dólar, el salario rinde menos, tenemos que cuidar el trabajo y el salario de los argentinos”, analizó Massa.

“Con nuestro equipo económico creemos que Argentina puede producir y venderle al mundo, pero tenemos que entender que el trabajo y la producción son el camino para que el país salga adelante”, dijo el líder del Frente Renovador y opinó que el país “no puede seguir con mercados abiertos indiscriminados sin medir consecuencias, bajo la idea de que abrirse al mundo es arrodillarse, porque esto produce daños a nuestras PyMEs que son las que generan empleo”.

Además, contó que en Chubut hay 1800 PyMEs embargadas por AFIP, cuando en realidad deberíamos “suspender los embargos porque es tiempo de poner en marcha el aparato productivo”, reafirmando el Proyecto de Ley Emergencia Fiscal PyME elaborado por el equipo técnico del FR para suspender por 180 días embargos y ejecuciones de la AFIP.

Ver más | lapoliticaonline.com

Esto también puede interesar: