Israel retira los detectores de metal en acceso a la Ciudad Vieja de Jerusalén

Israel retiró los detectores de metal recientemente instalados fuera de la entrada a la mezquita de Al Aqsa, en la Ciudad Vieja de Jerusalén, anunció la oficina del primer ministro este martes por la mañana.

Los detectores de metal, instalados hace casi dos semanas después de un ataque en el lugar, han sido una fuente de tensión creciente, desde las protestas palestinas generalizadas en Jerusalén y Cisjordania, hasta la tensión diplomática entre Israel y Jordania. Las autoridades israelíes instalaron también cámaras de seguridad.

La decisión de retirar los detectores de metal, tomada por el gabinete de seguridad del país, siguió a la recomendación de las agencias de seguridad de Israel, según un comunicado. En su lugar, Israel planea instalar tecnologías avanzadas no especificadas e “inspección inteligente”.

Israel había instalado los detectores, vistos por los palestinos y los países árabes como un intento de Israel de ejercer el control unilateralmente en el lugar sagrado, después de un ataque en el que resultaron muertos dos policías israelíes.

Ahora, la decisión de retirarlos por parte del gabinete de seguridad se produce en medio de discusiones de alto nivel entre Israel y Jordania destinadas a aliviar las tensiones entre los dos países.

El anuncio se produjo después de que el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, y el rey Abdulá II de Jordania hablaron por teléfono el lunes por la noche en un intento de desactivar una disputa diplomática tras el ataque del domingo contra la embajada israelí en Amman.

En el ataque del domingo, un guardia de seguridad israelí fue apuñalado y dos jordanos en el interior del complejo de la embajada fueron asesinados, según el Ministerio de Relaciones Exteriores de Israel. El incidente complicó aún más las ya tensas relaciones entre los dos países.

Ver más | cnnespanol.cnn.com

Ver más contenido destacado | Mundo