Las tendencias punteras del fitness que trae 2016

Fitness. Cada año el Aerican College of Sport Medicine hace una encuesta anual entre expertos y entre más de 2.800 profesionales de la salud y el fitness de todo el mundo.

Las tendencias punteras del fitness que trae 2016
Las tendencias punteras del fitness que trae 2016.

De esta exploración surgen las que serán las tendencias claves del próximo año. Veamos cuáles se prevén que triunfen en 2016.

1. La tecnología wearable para medir hasta el ultimo de los pasos que das

Parece ser que en 2016 vamos a disfrutar de una infinidad de artilugios mucho más sofisticados que las pulseras que ya conocemos (y muchos usamos) para medir nuestro rendimiento deportivo y constantes vitales. Podrás cuantificar y contabilizar cada metro que corras y cada latido cardíaco que generes. El fitness sin data parece que no tendrá sitio en 2016. La última tendencia son los tatuajes trackers, es decir tatuajes con la capacidad de recoger datos de tu cuerpo y trasmitirlos o subirlos a Internet. ¡Se acabaron las excusas y el disgusto de perder la pulsera o el teléfono! ¡Los llevarás grabados en la piel literalmente!

2. Entrenar con el peso de tu propio cuerpo como toda resistencia

Es un entrenamiento muy conveniente porque podrás practicarlo en cualquier sitio si tienes algo de tiempo libre, no necesitas ningún equipamiento. Además entrenarás tu cuerpo para moverse en todas las direcciones y permitirás que se vaya adaptando al entrenamiento a medida que vayas mejorando el rendimiento.

3. HIIT (entrenamientos de alta intensidad a intervalos)

Ya fue la estrella en 2015 pero parece que su reinado se afianza en el nuevo año. Son entrenamientos cortos en los cuales se eleva la frecuencia cardiaca hasta niveles muy altos, y siempre se trabaja a intervalos. Aquí los descansos son obligatorios. Es algo que se ha empleado durante muchos años en el entrenamiento de atletas de alto rendimiento. Se ha hecho muy popular porque es versátil: se puede adaptar a todos los horarios, las agendas, las edades y las condiciones físicas, incrementa la resistencia y la masa muscular. Además tiene un efecto quemagrasa después del entrenamiento que permite que sus beneficios se prolonguen hasta 48 horas después de haber entrenado.

4. Entrenamientos de fuerza

En dos palabras: estar fuerte es tendencia, el look famélico y lánguido está en horas bajas. En 2016 ganan los cuerpos sanos y en buen estado físico, y para eso hay que coger las pesas. No demasiado porque tampoco se lleva ser la nueva novia de Hulk. Además los beneficios de las pesas para el cuerpo femenino y la fortaleza de huesos y músculos son enormes. Fortalecer los huesos reduce el riesgo de diabetes, osteoporosis y enfermedad cardiovascular.

5. Contratar un entrenador personal

Personalizar es otra de las palabras de orden en 2016. Y hacerlo con un entrenador personal el equivalente de contratar un terapeuta. Alguien que intenta conocerte para motivarte y hacer de tu cuerpo la mejor versión posible. Los expertos creen que este años crecerá la contratación de entrenadores personales, y por eso apuestan por la formación de profesionales más sofisticados y con amplios conocimientos sobre el cuerpo y las nuevas máquinas que están por llegar a los gimnasios.

Ver más | mujerhoy.com

Ver más en El Reporte Especial | Salud